Mis apps y suscripciones del semestre

Este semestre he hecho un pequeño desembolso para probar algunas aplicaciones o herramientas de las que hasta el momento solo había utilizado la versión gratuita. La primera ha sido Evernote. La empleo desde hace un par de años, para guardar todo tipo de listas y documentos, sobre todo pdf. Como cada cierto tiempo te avisa de que estás llegando al límite de la capacidad, pues me decidí a pagar la versión premium durante tres meses. ¿Merece la pena? Por casi cinco euros al mes, creo que se me queda un poco grande. Está muy bien tener 10 GB de capacidad, poder convertir tus pdf en presentaciones y, sobre todo, poder hacer anotaciones en las notas y documentos que almacenas, pero poco más. Respecto a las anotaciones, ahora que trabajo con Adobe Acrobat (sin tener que pagar nada), pues he decidido que es el momento de volver a la versión gratuita, que para lo que la uso es más que suficiente. Los que sí hacéis uso de Evernote en la versión premium, ¿ sacáis más provecho de ella? ¿Estáis satisfechos? ¿La usáis con los estudiantes? Recuerdo que hace un par de años no dejaban de llegarme notificaciones sobre cursos de Evernote para profes, pero la verdad es que no conozco a profesores en mi círculo que la usen en sus clases.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

A la que pienso sacar más partido es a esta herramienta para crear infografías, Picktochart. Hasta el momento solo había utilizado la versión gratuita, y siempre que veía el resto de plantillas disponibles para la versión pro me preguntaba si merecía la pena el desembolso. ¡Sí! Por el momento la he utilizado para crear alguna infografía muy sencilla, y crear alguna diapositiva con la que enriquecer los Power Points, que este semestre he producido en serie. Pero este fin de semana, con algo más de tiempo, voy a probar a hacer una presentación completa para el tema con el que me toca trabajar, la comprensión auditiva y audiovisual. En mi caso tengo la cuenta  educativa, que son solo 40 dólares al año, y probablemente la renueve el año que viene, porque me parece bastante útil.

Y por último, la plataforma digital de Difusión. Por el momento estoy disfrutando de unos meses de manera gratuita (estaba suscrita al material de Hoy en clase, y respondí a una encuesta en la que si contestábamos a unas preguntas sobre el funcionamiento de la plataforma te ofrecían el acceso sin pagar durante unos meses), y me está gustando bastante. Primero, porque estos meses apenas he tenido tiempo para plantearme buscar nuevos recursos, materiales, actividades, etc., para mis clases de español, y los deberes que solía plantear en línea (vídeos, sobre todo) necesitan preparación o edición. He compartido distintos manuales con alumnos individuales (Aula Internacional) y quiero trabajar así con otro de mis grupos también. Como estamos empezando, quiero ver exactamente el provecho que puedo sacar a la plataforma para supervisar la actividad de mis estudiantes, de manera que puedan trabajar de manera autónoma las actividades, vídeos o ejercicios interactivos, y yo puedo tener una idea más exacta de su progreso o de las zonas que conviene trabajar más. Por otro lado, me evito tener que funcionar siempre con fotocopias (no les obligo a comprar ningún manual el concreto, en todo caso material de apoyo con el que puedan trabajar fuera del aula). Me gustaría que tuviéramos más acceso a más manuales de los que están en la actualidad disponibles, pero entiendo que es una cuestión de tiempo. Así que de nuevo, con esta, ¡sí!, la recomiendo y cuando termine mi periodo de prueba tengo pensado suscribirme, sobre todo porque veo que puedo sacarle partido con mis estudiantes individuales y mis grupos.

Anuncios

Tareas digitales: Clases #”flippeadas” y #EDpuzzle

Como ya comenté en la entrada anterior, lo que me parecía más interesante de herramientas como EDpuzzle o Educanon es la posibilidad que ofrece para que sean los  propios estudiantes quienes creen el material de estudio o para trabajar en el aula. He de decir que mis impresiones surgen de un contacto muy superficial por el momento, a través de los “experimentos” que intento llevar a cabo con los alumnos de uno de mis cursos. Y en este sentido, he de decir también, que el uso de cualquier herramienta o aplicación, no implica ni significa per se ningún cambio o innovación, ni que nuestro trabajo en el aula se vuelva de repente más colaborativo, cuando nunca lo ha sido… Explicado esto, allá voy con la tarea encomendada a ellos.

Llevamos unas cuantas clases trabajando con la descripción física y de carácter, los adjetivos calificativos, la expresión de los gustos e intereses, etc. Pensé que sería una buena idea, después de que ya hemos llevado a cabo varias actividades en la plataforma, que ellos fueran los que hicieran los deberes para la semana siguiente. De esta manera, organizamos la clase en dos grupos de cinco personas, y puse en común las instrucciones:

1) ¿Qué vamos a hacer? Crear un vídeo que el otro grupo tendrá que visionar y responder a las preguntas que se han creado para evaluar su comprensión. La duración del vídeo estará entre 2 y 3 minutos.

2) Contenidos: adjetivos de carácter y aspecto físico; gustos e intereses; cuantificadores; relaciones personales y familiares.

3) ¿Cómo lo vamos a hacer?

  • Vamos a elegir a la persona de la que hablaremos. Puede ser una persona real, el personaje de un libro o película (Aragorn de El señor de los anillos, por ejemplo), un compañero o compañera de clase, etc.

  • Escribir un guión en el que expliquemos los aspectos más relevantes de su vida. Fecha de nacimiento, lugar de nacimiento, nombre y apellido, familia, profesión, aficiones, preferencias (colores, deportes, comidas, cine, etc.), secretos inconfesables, etc. (Cada uno de los grupos trabaja en un documento de Google Drive diferente. De esta forma, puedo ayudar un poco con las dudas y dificultades que puedan ir surgiendo, y también supervisar e ir guiando a medida que avanzan).

  • Escribir también las preguntas (mínimo ocho ) que vamos a hacerle al otro grupo.

  • Grabar un vídeo con esta información. Tiene que durar aproximadamente unos dos minutos. En el vídeo puede intervenir una solo una persona, dos, tres, o todas las personas de ese grupo. (Las anteriores tareas estaban centradas más en la parte de entonación, pronunciación, fluidez, y quería que esta lo estuviera en la expresión escrita, y el trabajo en equipo).

  • Subir el vídeo a Edpuzzle (desde el ordenador; con un enlace de Youtube o Vimeo), y editarlo
    completando con las preguntas que queremos hacer (en relación al vídeo) al otro grupo. Podemos editarlo incluyendo notas de voz, audios, pero NO es necesario.

  • Guardar el vídeo y asignarlo al otro grupo.

  • Asegurarnos de que el vídeo se oye bien. El otro grupo tiene que contestar a las preguntas que planteáis.

  • EVALUACIÓN: preparación, actividades de preescritura, organización del texto final (guión), cohesión, adecuación (el texto + el vídeo), gramática y vocabulario. La evaluación recoge muchas ideas de Using Wikis for Online Collaboration: The Power of the Read-Write Weby que en su momento utilicé para la evaluación de wikis.

Siempre cuelgo las rúbricas, para que los estudiantes sepan exactamente qué tipo de evaluación vamos a llevar a cabo, y para ayudarles también a que se centren en lo importante. En este caso, además, me parecía importante explicarla claramente, para que tuvieran en cuenta la importancia de aspectos como la previsión del trabajo, y la participación de cada uno de ellos para que la tarea pueda salir adelante, y poder presentar un trabajo final que cumpla con los criterios.

Expectante estoy para ver qué resulta de todo esto.

Probando, probando: #EDpuzzle

Últimamente no dejo de leer sobre “flipped classroom”, y herramientas que permiten el hacer de nuestra aula un espacio donde de verdad se lleve a cabo un aprendizaje activo por parte de nuestros estudiantes, teniendo en cuenta que el aprendizaje no es un proceso individual, sino que tiene que ver con la interacción entre… No, no voy a hablar del constructivismo, ni del interaccionismo social, porque solo quiero comentar una herramienta que parece se asocia a menudo con este concepto de “darle la vuelta a la clase”: EDpuzzle. Ofrece la posibilidad de crear o, al menos, customizar, contenido único para nuestros estudiantes, a través de material audiovisual. De esta manera, puedes crear un vídeo, o emplear uno que ya esté en Youtube, Vimeo o donde sea, y editarlo, añadir tu voz o insertar audios, añadir preguntas (abiertas o de elección múltiple). Lo más interesante es que permite observar el uso que hacen del vídeo los estudiantes: si lo han visto o no completo; cuántas veces han tenido que repetir determinadas escenas para poder contestar las preguntas; y por supuestos sus respuestas. La primera vez, me llevó un poco más de tiempo conseguir entender exactamente cómo funcionaba y la manera de editarlo, pero una vez que te familiarizas es bastante sencillito. En mi caso, estoy usando los vídeos que Difusión tiene en su canal de Youtube. Primero, porque tienen muchas cosas relacionadas con el contenido de mis propias clases, y después, porque es un contenido de calidad que se nos ofrece a los profes de manera gratuita. Tampoco tengo mucho tiempo para ponerme a crear yo misma los vídeos, pero puede ser una opción en el caso de que vosotros lo tengáis. Una vez terminada la edición (abajo aparece tal como lo ven ellos), tienes que asignar ese trabajo a una de las clases que hayas creado dentro de la herramienta.

Captura de pantalla 2014-03-14 a la(s) 17.20.18

El siguiente paso es enviar un correo con el vídeo, o compartirlo en una red social (yo lo hago en nuestro grupo de Facebook). Para que los estudiantes puedan acceder al contenido deben registrarse, e introducir el código de acceso asociado a cada clase que te da la plataforma. A medida que van contestando, no tienes más que hacer click en “progress” para tener la lista con los alumnos que han entrado en la plataforma, visto el vídeo o contestado. Si pinchas de manera individual en cada uno de ellos, puedes ver sus respuestas, evaluarlas (bueno, marcar como correctas o incorrectas) e introducir comentarios en el caso de que lo veas necesario.

Captura de pantalla 2014-03-14 a la(s) 17.15.17

Me parece más interesante (de hecho es lo que quiero probar en el futuro) que facilite la labor de creación de contenido a nuestros estudiantes, de manera que sean ellos mismos los que busquen o creen el vídeo que necesiten para llevar a cabo un proyecto, y realicen los mismos pasos que he explicado antes. Pero no he tenido mucho tiempo para pensar tranquilamente cómo hacer ese trabajo. Sinceramente, siento que lo de “darle la vuelta” a la clase es lo que se lleva haciendo mucho tiempo, o al menos se pretende, en las clases de lenguas. Eso que repetimos siempre acerca de que el alumno es quien decide sobre su propio aprendizaje, y que nuestra labor es la de facilitar, guiar, acompañar, etc., a lo largo de ese proceso. En cualquier caso, bienvenida sea cualquier herramienta que nos haga más fácil toda esa labor.

Captura de pantalla 2014-03-14 a la(s) 17.24.17

Para profes: Algunas herramientas digitales

Me he pasado estos primeros días de vacaciones (¡¡¡me voy ya, me voy ya!!!) investigando algunas de las herramientas digitales que aparecen en Mind the App! y otras que me apetecía probar y que he ido viendo colgadas en el muro o timeline de otros compañeros estos meses, además de en el blog  Free Technology for Teachers.

1. PARA ESCRIBIR DE MANERA COLABORATIVA

Yo suelo utilizar para todo (con alumnos, con compañeros) Google Drive, pero realmente hay alternativas, como por ejemplo PiratePad. Nunca la he usado con alumnos, pero sí me gustaría hacerlo a partir del próximo semestre. Funciona de manera muy similar a los documentos de texto de Google Drive (distintos colores para saber quién está escribiendo o editando, exportar ese documento a otro formato, comunicarte a través del chat, etc.), pero para trabajar no necesitamos ninguna cuenta o registrarnos, algo que a veces me preocupa si trabajo con alumnos o compañeros que no tienen cuenta de gmail. Otras muy similares son TitanPad y EduPad. Y luego he visto otra en el libro que os comentaba que puede funcionar mejor creo con niños, PrimaryWall, sobre todo por el diseño de la página y los dibujos, que sirve para escribir notas que vas guardando en tu muro. Como os digo, la usaría con alumnos más pequeños y bueno, no deja de ser un poco simple si lo que queremos es trabajar textos, documentos, etc., de manera colaborativa.

2. PARA DAR INSTRUCCIONES

Voki. Cuando hice el máster sobre tecnología en la UAM la usaban todos mis compañeros tanto, que terminé por cogerla un poco de manía, pero la verdad es que se puede usar para muchas cosas. Se me ocurre que puede ser una buena forma de presentarnos antes del comienzo del curso, o de dar las instrucciones antes de una tarea. El problema es que si no creas una cuenta para el aula (unos 25 euros al mes, antes no era así) tienes menos opciones para crear los avatares, pero bueno, con los que hay creo que me puedo apañar por el momento. Este que enlazo (también se puede poner como widget de forma permanente en el blog) no lo he grabado con mi propia voz, sino que he escrito un texto y después elegido sexo y acento. Suena un poco robótico, pero se entiende perfectamente. Podemos usar nuestra voz grabándola directamente desde nuestro ordenador o a través del teléfono.

Un poco diferente es MailVU. ¡Me encanta! No necesitamos cuenta. Una vez que configuramos nuestra cámara y micrófono, grabamos lo que queremos decir, lo guardamos y enviamos el enlace a nuestros alumnos.

3. PARA HABLAR, GRABARNOS, ESCUCHARNOS… 

Otra que me encanta, Adioboo. Una vez creada la cuenta, podemos grabar directamente desde la página o subir un archivo de audio que tengamos en el ordenador. Guardamos lo que hayamos grabado, ponemos un título, una pequeña descripción y una imagen. Tenemos dos opciones: copiar el código y ponerlo en nuestro blog para que aparezca de esta manera o simplemente copiar y pegar el enlace. ¡Muy fácil! Yo la he usado tanto para dar instrucciones, como para que ellos hagan sus propias grabaciones. Recuerdo haber hecho antes muchas tareas con podcast y para mí me resulta mucho más fácil hacerlo de esta manera, aunque obviamente las posibilidades de editar y poner más bonito el audio son muchas menos.

Voicethread también está bastante chula. A mí me recuerda a un Power Point mucho más interactivo, en el que podemos grabarnos, subir archivos y vídeos y, sobre todo, trabajar con otros compañeros en el mismo “documento”.

Y por último, una que definitivamente necesito probar, revisar y trabajar en el futuro: Spreaker. Nos permite grabar programas de radio o podcast, pero las ediciones del audio se hacen desde la misma página, por lo que no necesitamos programas del tipo Audacity o Garage Band para hacer las modificaciones. Reconozco que editar es lo que peor se me da, y que por eso herramientas como Audioboo van mucho más conmigo, pero sí, voy a darle más de una vuelta y ver cómo la puedo usar en los próximos meses.

4. PARA CREAR NUESTRAS REVISTAS

De estas hay muchísimas: Glossi, Flipsnack, Issu… Funcionan más o menos igual. Permiten subir imágenes, documentos en PDF o Word, y la edición no es realmente complicada. Y para trabajos más sencillitos Smore, si queremos hacer carteles o invitaciones.

5. PARA VISUALIZAR

Glogster. Mi redescubrimiento del mes. La usé hace un par de años para hacer algún póster, pero me parece que se le puede sacar mucho más partido: podemos hacer CV, presentaciones de proyectos, álbums de fotos…

Y otra muy facilita: Animoto. Elegimos las fotos que nos interesan, la plantilla que nos gusta más, y ya tenemos nuestro vídeo de 30 segundos. Claro, como siempre, si queremos un vídeo que dure más tiempo o más variedad de plantillas, pues toca pagar una suscripción anual.