¿Eres un robot?

Si alguien te hiciera una pregunta así, ¿qué responderías? ¿Cómo estás seguro/a de que eres una persona y no un replicante (seres que imitan a los humanos en su aspecto y comportamiento) como los de la película Blade Runner? ¿Qué características te distinguen de una máquina? Estas y otras preguntas se plantean en un juego bastante especial llamado “Yo, persona”, que se presenta como “filosofía visual para niños”. Hace meses lo vi en la librería La Central y pensé que podía ser interesante con alguno de mis grupos de niveles más altos, para trabajar la fluidez y el uso de estructuras condicionales.

La verdad es que no me rompí demasiado la cabeza y lo llevé al aula como un juego de mesa. Una de las alumnas barajó las cartas, y eligió una de las tarjetas. Las cartas tienen en una de las caras una imagen con una descripción de la situación que se presenta. Puede ser una buena manera de introducir el juego. ¿Qué es lo que ves? ¿Qué relación hay entre el texto y la imagen? Y, en el caso concreto de esta imagen,  las preguntas que surge pueden dar lugar a un debate interesante: 1) ¿qué son los autómatas?; 2) ¿es posible que un autómata adopte a un ser humano?; 3) ¿cómo interpretas las imágenes de las personas o figuras que aparecen?; 4) ¿hay algún elemento del escenario que se presenta que le llama más la atención? ¿por qué?…

IMG_5802

En el otro lado de la carta, hay una serie de preguntas relacionadas con el tema.

IMG_5803

Cada una de las alumnas, por turnos, eligió una de las tarjetas e hizo dos preguntas a dos personas diferentes de la clase, de manera que todas tuvieran la oportunidad de participar preguntando o respondiendo varias veces.

Como era la primera vez que lo usaba y a veces el grupo no habla mucho, me limité a utilizarlas para animar sus intervenciones. Pero en próximas sesiones introduciré otras de las posibilidades de las tarjetas. Bueno, la verdad es que son tan bonitas y hay tan pocas que pienso fotocopiarlas o hacerlos yo misma. Un lado de la tarjeta, como veis, está en blanco, de manera que son ellos los que tienen que crear la escena y la descripción que la acompaña. El reverso es el lugar donde escribir las preguntas.

No es un juego fácil y no lo recomendaría para niveles bajitos, pero como os digo para niveles a partir de un B1+ o un B2 funciona bien, y hace pensar bastante.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s